LOS DATOS DEL DÍA
jueves, 10 de enero de 2019
LOS MISIONEROS

Te voy a contar una historia bonita. A una chica de Bilbao le gustaba mucho jugar al baloncesto. Un día le regalaron un balón. Era viernes. Toda la tarde se dedicó a tirar a una cesta que estaba cerca de su casa. Pero comprendió que eso no era jugar al baloncesto.

Por eso, al día siguiente, bien temprano, se fue a buscar a algunas amigas y amigos para jugar un partido. Aquella mañana estaban contentos y disfrutando. Pero se cansaron de jugar entre ellos, y fueron a buscar a otros para jugar. Eso sí que fue divertido. Además, así, aprendieron más unos de otros. Incluso organizaron una pequeña liguilla.

Esto que le pasó a esta chica de Bilbao es muy parecido a lo que les pasa a los misioneros. Primero gozan ellos solos de su fe, de la alegría que les da Jesús, y luego la comparten con otros grupos y, al final, con todo el mundo.

Por eso, los misioneros se sienten felices yendo a esas tierras del Tercer Mundo, para anunciar el evangelio de Jesús.

PREGUNTAS PARA EL DIÁLOGO

¿Qué podemos aprender de la reflexión de hoy?
¿Qué te gusta del trabajo de los misioneros?

ORACIÓN

Amigo Jesús: hoy te damos gracias por los misioneros, personas que dedican su vida al servicio de los demás.

Que de verdad también nosotros seamos pequeño misioneros en nuestra clase, en nuestro Colegio, con nuestra familia... y que logremos hacer que Jesús siga vivo en nuestros corazones.

Gracias Jesús.

ANIMADOR DE LA ORACIÓN TODOS
SAN JUAN BAUTISTA DE LA SALLE RUEGA POR NOSOTROS
¡VIVA JESÚS EN NUESTROS CORAZONES! ¡POR SIEMPRE!